Saltar al contenido

Panorama: El nuevo Windows 10, con un acceso más seguro

password-iconoVamos conociendo, con cuentagotas, novedades del próximo Windows 10. El pasado miércoles Microsoft anunciaba en su blog oficial la disponibilidad en el nuevo sistema operativo de un sistema de autentificación en dos pasos. Genbeta.com recogía esta información y la interpretaba como un paso lógico, en un contexto de más amenazas a nuestros equipos y a los datos que gestionamos con ellos: «Hasta ahora, los usuarios de Windows que querían proteger sus equipos con sistemas de protección en dos pasos tenían que recurrir a aplicaciones de terceros, con el riesgo que esto puede llegar a suponer en algunos casos. Con este nuevo paso Microsoft eliminará esta necesidad de tener que recurrir a software o periféricos externos en busca de más seguridad».

Y seguimos hablando de autentificación, de cómo acceder de forma segura (y cómoda) a nuestros equipos… y a nuestras aplicaciones favoritas. Twitter quiere acabar con las contraseñas, titulaba ElPaís.com. «El número de teléfono será la puerta de acceso a Twitter. La cuenta estará asociada al número de móvil de cada usuario. La red social ha cerrado acuerdos con operadoras en 28 idiomas y 218 países para que no haga falta recordar la contraseña para tuitear». El periodista que firma el artículo, que estuvo en una conferencia para desarrolladores de la red social del pajarito azul, da respuesta a todas las dudas que surgen ante una noticia de este tipo. Seguiremos atentos a la probable implantación de este nuevo sistema de acceso a la web de microblogging más utilizada.

Una de las noticias que más impacto ha causado esta semana, proviene de Hungría, cuyo gobierno se propone cobrar por ancho de banda consumido. Según leemos en MuyComputer.com, el nuevo impuesto al tráfico en internet cobraría unos 0,49 euros por cada gigabyte empleado. «Se puede entender que los estados necesitan dinero en una época de escasez, pero poner límites al progreso no parece que sea solución más inteligente para salir del agujero», editorializa esta revista online de tecnología. Veremos si otros gobiernos emulan al ejecutivo húngaro, y crean un impuesto de estas características.

Y damos por concluido el repaso a la semana con una información de LaRazon.es que nos acerca al futuro: Ordenadores que entienden el ‘lenguaje humano’. «Un equipo de informáticos del (KIT), en Alemania, está trabajando en un software que facilite la comunicación hombre-máquina, traduciendo directamente el lenguaje natural a códigos entendibles por el ordenador. Como consecuencia, cualquier usuario podría generar sus propias aplicaciones informáticas con unas pocas frases».